HCD ITUZAINGO 2016: POR LOS VOTOS LOS CONOCERÉIS

Doce concejales conforman el no-descalzismo, o sea el no-FPV, ergo: la oposición.

De los doce, cinco son nuevos y 7 ya lo fueron anteriormente.

Cuatro son de Cambiemos.

Seis de UNA (Frente Renovador).

Dos de Progresistas.

La lógica y probablemente los intereses de la mayoría de los habitantes de Ituzaingó dicen que -de acuerdo a la ley- el que tiene mayoría puede poner al Presidente del Concejo Deliberante.

NO FUE ASÍ.

Usted se preguntará por qué.

La verdad, lo desconozco. Hablé con varios de los concejales y llegué a la conclusión (muy mía) de que había 12 candidatos a Presidente del Concejo en los 12 concejales. Por eso no se pusieron de acuerdo.

Tal vez el espíritu navideño y San Agustín que me regaló la frase que origina el título de este editorial hacen que no piense en algo peor. Simplemente, “no hubo voluntad política” para elegir un concejal que fuera el Presidente. A lo mejor “no estuvieron a la altura de las circunstancias”, aunque formen ya parte de un Cuerpo que es Honorable.

Por eso el título. Usted seguramente con su voto eligió a alguno de los 20 que tienen la responsabilidad de legislar y regular casi todo lo que sucede en el distrito. Es por eso que le recuerdo -y lo haré por los próximos 2 años hasta la próxima elección legislativa- que hay que hacer un seguimiento de lo que cada concejal -o por lo menos los que usted votó- hagan honor a lo que le prometieron.

Lamentablemente se ha perdido -nos hemos perdido todos los habitantes de este pueblo- la oportunidad histórica de regular el poder del intendente Descalzo por primera vez desde que somos distrito autónomo (20 años). Pero ya no hay vuelta atrás; y para colmo con el agravante que el intendente y el presidente del HCD son padre e hijo, con lo cual las posibilidades de control y disenso se ven diluidas bastante. ¿Usted le votaría en contra en el Concejo siendo presidente, a un proyecto que le manda su papá desde la Municipalidad?

Hago mis votos desde estos momentos previos a las fiestas navideñas para que los frutos (ordenanzas, proyectos, etc.) que emanen desde la oposición en el Concejo Deliberante sean votos representadas por manos levantadas a conciencia, respetando al ciudadano que les otorgó la posibilidad de constituir una oposición.

Si así no lo hiciéreis…

Daniel Jorge Galst

1 comentario

    • Néstor en diciembre 30, 2015 a las 09:37
    • Responder

    Aprendiendo a vivir se nos va la vida…

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.