GARIN, EL IDONEO DE LA FARMACIA

“Al anochecer, Garín el idóneo de la farmacia de Las Heras y Mansilla, sabiendo que Fiorino Ragazzo había viajado a Buenos Aires, fue hasta el bar y le dijo a Rosa Migliore que su apuesto marido había llamado por teléfono, avisándole desde el centro que iba a  llegar tarde porque se había encontrado con unas chicas… Al otro día Fiorino lo buscó por todo el pueblo prometiendo molerlo a patadas”. (Testimonio de Hugo Bagnacedri). Gentileza: Museo Goyaud.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.