FRACTURA Y POSTERIOR MUERTE EN LA MARAÑÓN

Karina es vecina de Padua y después de leer la nota que hicimos hace un par de días por denuncias contra la Clínica Marañón nos cuenta:

Mi mamà tenía demencia senil, la internè en la Marañón.

Le dan de alta aunque yo la veìa mal, aduciendo que en la Clínica no podía estar más.

Cuando la dan de alta, mi mamà me manifiesta que el enfermero que la traía la había abofeteado, y que no era la primera vez.

Cuando la baño le veo un terrible moretón en la espalda, que coincide con lo que mi mamà dice que el mismo enfermero le pegaba con una zapatilla en la espalda para hacerla callar.

La llevo a la Clìnica Noguera de Padua donde confirman que son hematomas. Allí voy a la comisaría de Padua y hago la primera denuncia.

Esa semana tuve que llamar 7 veces a la ambulancia de PAMI porque mi mamá gritaba mucho aterrorizada y se quejaba que le dolía mucho la cola.

PAMI: EL UNICO LUGAR PARA MI MAMÁ ES MARAÑÓN

Finalmente de PAMI me dicen que hasta que la Justicia no se expida por las últimas denuncias, la tienen que internar y el único lugar es la Clínica Marañón, aunque hacía 4 días yo le había dado el alta.

Unos días después de madrugada (a las 4 hs) aparecen en mi domicilio en una ambulancia 4 hombres muy corpulentos que me dicen que me suba yo y mi mamá para llevarme a la Marañón. Me negué porque el procedimiento me parecía muy raro.

ME PROMETEN QUE A MI MAMÁ LA IBA A ATENDER OTRO ENFERMERO

Al día siguiente como no había otra opción me presento en la Marañón y la internan, prometiéndome que el enfermero que habíamos denunciado que la maltrataba (de nombre Cristian) no se iba a acercar más a mi mamá. Me pidieron que me quede tranquila, los primeros días la atendieron muy bien.

El 11 de abril me llama el Dr. Lanza de la Clínica para que autorice unos análisis de orina de mi mamá, y me comenta que a mi mamá le dolía un poco el brazo.

MI MAMÁ ESTABA QUEBRADA Y NO HACÍAN NADA

Un par de días después vuelvo a la Clínica, pido ver a mi mamá y la veo con el brazo morado, tenía una campera polar con el calor que hacía. Cuando le saco la campera veo el brazo super hinchado y el hombro caído. ¡Estaba quebrada! Ahí totalmente indignada llamo a mi marido y la sacamos a mi mamá y la llevamos a la Clínica Noguera donde constatan que mi mamá estaba quebrada en el brazo con esquirlas en el pecho, deshidratada, con desnutrición, tenía una infección muy grande por falta de higiene (no le cambiaban los pañales).

CUANDO LLEGUÉ A LA COMISARÍA, LOS POLICÍAS LLAMARON A LA FISCALÍA

Vuelvo a la Comisaría de Padua y me derivan a la Comisaría de Castelar. Cuando vieron las fotos los policías llamaron a Fiscalía.

Al día siguiente voy a PAMI y pido una auditoría médica. Allí corroboraron lo que yo decía. 9 días después mi mamá fallece a los 85 años.

LE PUSIERON EL SUERO DE LA PACIENTE DE AL LADO

Un par de días antes compruebo que le habían cambiado el suero a mi mamá y le pusieron el de la paciente de la cama de al lado.

El 18 de abril en la Clínica Noguera, viendo el mal estado de mi mamá me sugieren que vaya buscando cochería, un rato después entro en la habitación de mi mamá y la encuentro lúcida, reconociéndome. La verdad que yo no entendía nada. Me supera que no nos traten con la dignidad mínima que merece un ser humano.

ME PIDIERON QUE BUSCARA COCHERÍA CUANDO MI MAMÁ AUN ESTABA VIVA

Unos días después, porque algo no me cerraba, me fijo en el resultado de los análisis y veo “bacteria producida por contacto sexual”. Ahí relacioné con los aullidos que pegaba en los últimos tiempos con sus quejas por el dolor en la cola.

Luego de 3 meses de enterrada mi mamá intentaron hacerle la autopsia (nadie me explicó por qué no se hizo ni bien falleció) y no pudieron hacerla porque el cuerpo estaba en descomposición, aunque hicieron reservas del ADN para seguir investigando.

A los 80 años mi mamá se quebró la cadera y a partir de ese momento me encargué de cuidarla personalmente y ahora tengo un cargo de conciencia por haberla metido en la Marañón.

El 20 de abril se va a cumplir un año del fallecimiento de mi mamá y como la Justicia y PAMI no actúan, quiero que se haga público.

Karina Fumberg, Causa nº 17.071/2019 UFI 1 Investigación, Morón.

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.