ECHARON A LOS COMISARIOS QUE NOS DEFENDIERON EL 30

foto 1_5

El día 30 de junio de 2016 va a quedar en la memoria de los ituzainguenses como un hito así como el 4 de abril fue el Tornado y el 9 de julio la Nevada; claro que por diferentes motivos.
El último día de junio fue el día más negro desde que somos distrito. Fue el día en que dos bandas totalizando unos 300 jóvenes atacaron a los cascotazos a la reunión donde los vecinos se estaban manifestando por la inseguridad.
Hubo 20 policías en el primer momento que bajo las órdenes de los comisarios Venturi y Gramajo se defendieron y nos defendieron de un ataque feroz con cascotes de grueso calibre. Gramajo y Venturi repelieron a la par de los otros agentes cuando podrían haberse quedado en la retaguardia dirigiendo; se arremangaron y defendieron la seguridad del pueblo de Ituzaingó con lo que tenían; mientras Descalzo, Chocotito y Ritondo lo miraban por la tele.
Al rato fueron llegando refuerzos y recién cuando las fuerzas del orden llegaron a un número de 100 y se llevaron a varios detenidos, la calma volvió al barrio.
No voy a hablar de barras bravas ni de amigos del poder, pero estaba claro que estos jóvenes que durante más de 2 horas se dedicaron a cascotear a los policías una y otra vez en cada avance, y que soportaron las balas de goma no son precisamente «damnificados».
Unas pocas horas después el comisario Venturi y el comisario Gramajo fueron separados del cargo en la Policía de Ituzaingó, según dicen, «por haberse agachado y haber tirado piedras a los revoltosos».
Quien escribe estas líneas estuvo desde el comienzo en que se suponía iba a ser una reunión de autoconvocados por el tema de la seguridad a las 15 hs. hasta las 19.30 en que se calmó todo y está en condiciones de dar fe de que la cantidad de cartuchos de balas de goma no eran las necesarias y fueron siendo racionalizadas y que en varios momentos algunos agentes se quedaron sin municiones y tuvieron que tirar piedras para no dejar que los jóvenes exaltados avanzaran a lo mejor sobre los comercios de la esquina de Ratti y Grecia.
Me parece descabellado que los policías que nos estuvieron defendiendo, al día siguiente vean arruinada su carrera. Esto no es una postal, esta es la peor de las películas para que vean nuestros hijos: aquella en la cual 300 revoltosos cometen el peor acto violento en toda la historia de nuestro Municipio y como saldo hay 5 detenidos, algunos de los cuales son menores y ya deben estar libres y los comisarios a cargo -los dos heridos en el enfrentamiento- fueron separados del cargo. ¿SERÁ JUSTICIA?
Daniel Jorge Galst

1 comentario

    • Guillermo en julio 4, 2016 a las 08:31
    • Responder

    Si es como lo plantea el cronista (y se puede verificar en la Policia por Asuntos Internos) no debiera cometerse otra injusticia con quenes defendieron a la gente pacífica; mas que nada porque justificará a los agentes de seguridad que en circunstancias parecidas se mantendran al margen.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.