DESCALZO Y EL PALACIO DE CRISTAL

En 20 años hemos visto sistemáticamente como el Dto. Ejecutivo (Alberto Descalzo) procede a enviar las cuentas del año anterior al Concejo Deliberante para su consideración con muy poco tiempo para su evaluación.
Hace unos días hizo lo acostumbrado, esta vez con 96 horas previas al tratamiento en el Concejo Deliberante.

No quiero entrar en debate sobre si se atiene al reglamento o no con respecto a los plazos. Lo que sí le debe quedar claro al vecino es si tiene o no la voluntad que los concejales (sobre todo los de la oposición) tengan tiempo de analizar los gastos e inversiones que Descalzo hizo durante el año anterior.
Miles de facturas y expedientes para analizar en 4 días; hasta me hace pensar en el famoso Registro de Oposición que había utilizado el finado intendente Rousselot para que los vecinos que se opusieran al gran negociado de las cloacas firmaran por la negativa. Para completar las firmas necesarias, por el plazo que les había dado, tenía que firmar un vecino cada 4 segundos.
Hay 12 concejales que no son del oficialismo que suponíamos iban a evaluar este signo como de desconfianza hacia un Ejecutivo que si no tuviera cosas que ocultar, pondría sus cuentas a disposición de quien quisiera verlas y revisarlas.
De esos 12 concejales hubo 8 que coincidieron con nuestra apreciación:
Cambiemos: De Benedetto, Crego, Di Castelnuovo y Sánchez.
Interbloque: Díaz y López
Progresistas: Vallarino y Segovia.
Y hubo 4 concejales (los del Frente Renovador) que decidieron decirle al oficialismo que no les parecía mal que les dieran poco tiempo para aprobar sus cuentas: Altarrui, Rocha, Rucci y Acuña.
Por supuesto los 8 del FPV no le van a desconfiar a Descalzo.
Conclusión: el que se sigue jodiendo es usted, vecino. Usted, porque jamás se entera ni siquiera qué es lo que hacen dentro de ese edificio donde antes funcionaba una Cooperativa. Y en este caso en particular, tal vez el más significativo de todos los tratamientos es el de aprobarle o no los gastos que hizo Descalzo durante el año anterior, se está enterando ahora cuando ya no hay ni siquiera tiempo para ir a expresarle su rabia.
Hago mis votos para que durante este año 2016 se comience con un camino para trasparentar las cuentas y acciones de este gobierno que también es el suyo y el mío. Por ahora la trasparencia en la Municipalidad de Ituzaingó está representada en los vidrios de su flamante edificio.

1 comentario

    • patricia en mayo 4, 2016 a las 17:29
    • Responder

    genial…. !!!!! en leloir estamos pidiendo obras mantenimiento seguridad q no tenemos y pagamos fortunas por esto tan simple…estamos pensando en hacer una cja judicial..para q los servicios o tasa general-impuesto….lo depositemos ahi y el intendente no los pueda tocar hasta tanto no hago lo q promete…tenia un plazo para esto…. q hizo el intendente??? salio como figureti poniendo eso negro q descartan en la autopista sobre el circuito aerobico (poco tramo) el resto de las calles ni un cascote…. pero la foto se la saco y la publico en su pagina como las grandes obras q hace …eso no dura ni una lluvia..perdon gasta plata al pedo…
    se formaron comisiones con los vecinos…ya van 2 martes q los concejales no dan quorum para analizar sobre la inseguridad…. !!!! ya no se que pensar…estaran en choreo mano a mano con los chorros??? por eso estamos viendo q no fue y hacer escrache en las redes…!!!!!

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.